Verdades Incómodas Verdades Incómodas

ADIÓS REFUGIO EDMUNDO HERRERA

Señores del Cabildo y del Parque Nacional, la verdadera gestión del Parque pasa irremediablemente por su protección, y esta pasa inexorablemente por devolver a este entorno su carácter natural y salvaje.

Opinión 01 de julio de 2020 Antonio Bueno
WhatsApp Image 2020-06-30 at 19.37.18

En estos días hemos visto como el Cabildo de Tenerife ha procedido a demoler el Refugio Edmundo Herrero, o Refugio de Ucanca, en el Parque Nacional del Teide. Esta instalación estaba cedida desde los años 60 al Grupo Montañero de Tenerife, a los que a cambio les han entregado una nueva edificación, mejor acondicionada, en la zona del Portillo Alto. Hasta ahí todo bien, pero cuando uno se encuentra con las declaraciones tanto de la consejera del Cabildo de Tenerife, como del director del Parque Nacional, es inevitable empezar a preguntarse varias cuestiones.

Cuando la señora consejera habla de que “El inmueble no era adecuado para las funciones que venía realizando y tampoco lo era desde el punto de vista paisajístico”, en cuanto a lo primero estamos de acuerdo pero, y lo segundo, “punto de vista paisajístico”. Me pregunto si ese Teleférico que tanto protegen es adecuado desde ese punto de vista, del paisajístico. Porque, que yo sepa, hasta ahora no he visto un solo cuadro sobre el padre Teide, de pintor que se precie, donde aparezca tan paisajística instalación. Es más, siquiera fue reflejado en los antiguos billetes de mil pesetas, como muchos podemos recordar. Digo yo, no sería porque estropearía dicha imagen.

Cuando el señor director habla de "una zona de reserva en la que hay una galería y manantiales donde existen ecosistemas peculiares, ya que es raro encontrar zonas húmedas a esta altitud", por un momento pensé si estaría hablando de la Cueva del Hielo, la cual se encuentra a bastante más altitud, por encima de los 3000 metros. Pero no, el señor director se refiere a la galería que se encuentra en esa zona, cuya agua es captada en las faldas de Guajara y que efectivamente, es uno de los pocos lugares donde podemos encontrar agua en el Parque Nacional. Lástima que no se preste la misma atención y cuidado con la Cueva del Hielo, que cada vez tiene menos, y se permita el acceso masivo de personas que suben en el paisajístico Teleférico, para luego ir al hotel de montaña (antiguo refugio) de Altavista a pasar la noche.

Señores del Cabildo y del Parque Nacional, la verdadera gestión del Parque pasa irremediablemente por su protección, y ésta pasa inexorablemente por devolver a este entorno su carácter natural y salvaje. El negocio turístico no puede ser una actividad protegida en un entorno natural como este. El Parque Nacional del Teide es el único Parque Nacional de alta montaña de este país, donde se permite que la actividad turística lo deteriore gracias a instalaciones como el Teleférico, que de paisajístico no tiene absolutamente nada, más bien lo contrario.

WhatsApp Image 2020-06-30 at 19.39.23

Está claro que ya es tarde para limpiar de instalaciones, como el Edmundo Herrero, nuestro Parque Nacional. Pero estamos a tiempo de gestionar correctamente este espacio protegiéndolo del acceso masivo de personas. Sólo tienen que fijarse en cómo se hace en otros parques, Ordesa, Picos de Europa, Aguas Torcidas, etc.. y verán cómo en ninguno de ellos hay que pedir permiso para subir a una cumbre, en nuestro caso el Teide, ni para transitar ni pernoctar en él. ¿Saben por qué? Pues porque en esos parques no existen carreteras, ni mucho menos teleféricos que lleven a los turistas a los lugares más inaccesibles.

Está claro que es muy difícil, por no decir imposible, alcanzar ese nivel de protección para nuestro Parque. Pero se pueden tomar medidas que devuelvan ese carácter salvaje en cierta medida. Por ejemplo, se puede aceptar que exista una carretera, pero el tránsito por ésta en vehículo motorizado debería de ser de pago, por igual para todos, y esto se lo dice un tinerfeño. Al tiempo permitir el acceso libre y gratuito, eso sí, a pie o en vehículo no motorizado (bicicletas). Por otro lado acabemos con una instalación como el Teleférico, por poco paisajístico, y por estar masificando la cumbre del Teide (y la Cueva del Hielo), lo que ha derivado en que se limite el acceso a la misma, incluido para los que suben a pie (de risa). Y devolvamos al Teide el espíritu montañero que tuvo en el pasado, antes del Teleférico. Dejemos ya de hacer negocio a costa de exprimir nuestro paisaje, destruyéndolo. 

WhatsApp Image 2020-06-30 at 19.03.06

Antonio Bueno

 

Te puede interesar

1434643264406l-630x340

Únicos en el mundo

Antonio Bueno
Opinión 04 de julio de 2020

"Pero resulta que también somos únicos en el mundo en otros valores no tan positivos, como por ejemplo el número de habitantes por kilómetro cuadrado"

Lo más visto

Newsletter