Verdades Incómodas Verdades Incómodas

Censura y cultura según los progres

Memoria Histórica Nacional 03 de junio de 2020 Antonio Moreno Antonio Moreno
7a9b5972682bd462dc33386d5b956d41

Nuestros progres dicen ser amantes y defensores de la cultura. No obstante, a su sectaria “Ley de Memoria Histórica” no se acomoda esa cultura, puesto que si fueran coherentes, no reivindicarían a Federico García Lorca, Rafael Alberti, José Bergamín, Miguel Hernández, y tantos literatos (que intentan usar a su antojo) que defendieron la tauromaquia a capa y espada, acaso nunca mejor dicho. ¿Qué tendrían que ver con el animalismo burgués y urbanita? 

Tampoco calza mucho con esa sectaria ley (mantenida por el PP, que no se olvide) el trotskismo de muchos neocomunistas actuales cuando el Frente Popular, por orden de Stalin, masacró al POUM con su cabecilla Andreu Nin. 

Sea como fuere, uno de los mantras de nuestros neomarxistas es la censura franquista, que censuraba a los “intelectuales”. Y como “intelectual” es sinónimo de “progre”, la narrativa está servida. No obstante, esta narrativa –valga la redundancia- cojea por dos partes, porque:

-La brutal censura que ejerció la II República Española, que de 1931 a 1936 restringió la libertad de expresión sin remilgos, perjudicando severamente a las derechas.

-La censura franquista fue sufrida, entre otros, por Rafael García Serrano y Camilo José Cela; autores que nuestros neomarxistas censuran sin que les tiemble el pulso. 

¿Por qué nunca han protestado porque dos glorias literarias del siglo XX como García Serrano y Cela sufrieran la censura del régimen de Franco? 

Sea como fuere: ¿Cómo van a estar por la cultura aquellos que la mutilan según la conveniencia del momento?¿Cómo van a estar en contra de la censura quienes son los mayores censuradores? 

Dicen también los progres que Franco censuró las lenguas regionales… Pero la verdad es que Josep Pla, en catalán, y Álvaro Cunqueiro, en gallego, fueron bastante fecundos en sus respectivas lenguas durante el franquismo; y que de hecho, a día de hoy nadie se ha acercado a esta calidad literaria, por más que esas lenguas hoy sí sean utilizadas como armas arrojadizas políticas, menoscabando y discriminando una lengua común que es universal, e imponiendo las lenguas regionales en zonas donde poco o nunca se habló. Y es que los separatistas y adláteres (la política del PP gallego poco difiere de la de Pujol) , cuando gobiernan, son los más rabiosamente centralistas, y el régimen de las comunidades autónomas, lejos de acabar con el centralismo, lo ha multiplicado por 17; teniendo encima una ley electoral injusta y anti-representativa (Ley D´Hondt) que beneficia sistemáticamente a las oligarquías separatistas, las mismas culpables de la ingobernabilidad de España. 

Así es la cultura y la censura para esta izquierda que, ensoberbecida desde el Foro de Sao Paulo, amenaza con cargárselo todo. Por eso, no hay que perder el tiempo con su falsa dialéctica y “simplemente” es mejor desenmascarar su estafa ideológica para que la verdad nos haga libres antes de que quieran exterminarnos. 

Te puede interesar

1434643264406l-630x340

Únicos en el mundo

Antonio Bueno
Opinión 04 de julio de 2020

"Pero resulta que también somos únicos en el mundo en otros valores no tan positivos, como por ejemplo el número de habitantes por kilómetro cuadrado"

Lo más visto

Newsletter