Verdades Incómodas Verdades Incómodas

Leyenda Negra: La Europa adelantada contra la España atrasada 

Opinión 13 de mayo de 2020 Antonio Moreno Antonio Moreno
duque-alba-3-kSzG--620x349@abc

El mito de la Leyenda Negra (anti)española tiene ya unos cuantos siglos, toda vez que fue usado como herramienta político-religiosa frente al auge de la Monarquía Hispánica en los siglos XVI y XVII. Con todo, siendo España por desgracia un país irrelevante en nuestro tiempo, la Leyenda Negra continúa con sus exageraciones, deformaciones y mentiras. Y lo peor no es que venga de fuera, sino que españoles e hispanoamericanos la hemos asumido acríticamente, y como residente que fui en Hispanoamérica, puedo decir sin temor a equivocarme que es el mismo estado español quien la propaga y hasta la financia, con independencia de quien haya estado en el gobierno. 

Así, los españoles se nos sigue “enseñando” desde la más tierna infancia que somos fanáticos, belicistas, atrasados, vagos, ineptos para el comercio o la economía, y que la culpa de nuestros males está en nuestra historia. 

Sin embargo, vuelvo a la Leyenda Negra: ¿Por qué se mantiene a día de hoy, si España ya es un país que no pinta nada en el escenario internacional?

Así, a nuestros progres les encanta hasta ponderar las derechas de otros países europeos, porque dicen que esas derechas sí que son ilustradas y tolerantes, mientras que en España pervive la peor derecha del mundo. Muy mala suerte para la que, asimismo, es la mejor izquierda del mundo… 

Con todo, comoquiera que datos matan relatos, lo cierto es que muchos de esos países que ponderan, desde el Reino Unido a los países escandinavos –pasando por Holanda- están constituidos por iglesias nacionales donde el rey es el papa. ¿No sería eso nacionalprotestantismo? En España, al menos no me consta, al menos, que exista una iglesia nacional española y que Felipe VI sea el papa. No me consta y no se entiende, asimismo, el pretendido “laicismo” de una progresía que ensalza a estados confesionales y también felicita públicamente a los musulmanes el Ramadán. Asimismo, Holanda, país donde ha llegado a existir un partido político que reclama la pedofilia como “libertad sexual”, echó en cara a Italia y España que hospitalizaran a ancianos; es decir, pudiéndolos dejar morir… Total, Holanda es el referente de las eutanasias masivas que la izquierda quiere aplicar en España. 

Nuestros progres se desgañitan hablando de “violencia de género” pero nos intentan ocultar las elevadas tasas de malos tratos habidas en sus adorados países escandinavos. En Noruega podríamos añadir cómo muchos ancianos mueren totalmente solos y olvidados, siendo que es a los dos o tres días de su muerte cuando se tiene noticia del hecho. 

En cuanto al Reino Unido, que sigue siendo un estado confesional con su iglesia nacional de turno, sin embargo, es otro paradigma de nuestros progres para que después nos hablen de “anticapitalismo”… Y nuestros progres también dicen luchar contra la evasión fiscal y señalan a Suiza (que no decimos en estas líneas que sea un ejemplo en ese sentido) mientras callan que los británicos tienen numerosas colonias repartidas por América y Oceanía, siendo muchas de ellas paraísos fiscales y lavaderos de dinero, especialmente de la droga, práctica que llevan a cabo desde los años de la Guerra del Opio. 

Progres hay de varias tendencias y no todos son de izquierda necesariamente, pues también tenemos “liberprogres”, los mismos que ponen a los británicos de campeones del “libre mercado” pero se “olvidan” de cuando éstos destruyeron las fábricas de cerámica y vidrio de España cuando en teoría eran aliados en la guerra contra Napoleón… Lo mismo que abolieron la esclavitud de los negros para implantar la esclavitud de unos chinos a los que pagaban miseria y opio, siendo ellos acaparadores absolutos de ese nefasto mercado… Lo mismo que cuando que cortaban dedos en la India en nombre de la “libre competencia” para coser… Lo mismo que cuando esclavizaban y masacraban a unos irlandeses que, cuando han podido vivir en libertad, se han descubierto como uno de los países más prósperos de Europa. Lo mismo que, como dice el historiador quiteño Francisco Núñez del Arco, el que no sabe de historia, no sabe de nada. 

Y es que nuestros progres también acusan de drogadicto a aquel que no les conviene, al tiempo que son lacayos de un Foro de Sao Paulo que se financia por el narcotráfico, disparado desde hace mucho por el Cartel de los Soles que “gobierna” en Venezuela bajo la atenta batuta del G2 cubano. 

Toda la Leyenda Negra (anti)española es una hipocresía: Se pondera a otras naciones que no han tenido ningún tipo de miramientos y se afea todo aquello que suene a español. Al final, no estamos más que ante una maquinaria propagandística que, si continua, es porque teme que el león ibérico vuelva a rugir. No obstante, el problema, más allá de que haya ignorantes dispuestos a ladridos y rebuznos varios, reiteramos, es que es el mismo estado español quien sostiene y extiende todo esto, con la directa responsabilidad tanto del PSOE como del PP con sus aliados separatistas en décadas de un monólogo narrativo hispanófobo. 

Te puede interesar

Lo más visto

Newsletter